lunes, enero 13, 2014

Ensalada de Cardo y Apio de Antolín

 Nunca falta, en las mesas de Nochebuena de mi pueblo, una ensalada de cardo rizado y apio aliñado con un  buen aceite Virgen extra y vinagre de vino.
El cardo de Muel siempre ha llevado fama en el mercado por ser blanco y tierno. Los hortelanos de la ribera del Hueva levantaban grandes muros de tierra a medida que el cardo iba creciendo para que la luz no cambiara el color de los tallos y se conservasen blanco y tiernos.
Con el tiempo se fue perdiendo esta forma de cultivo y en lugar de tapar los cardos con montañas de tierra, los cubrían con papel y últimamente con sacos de plástico.
Algunos agricultores no han perdido la costumbre de plantar y cultivar a la antigua usanza. Entre ellos mi primo Eduardo "Antolín", que todos los años me reserva un cardo y un apio para que lo deguste en mis cenas Navideñas.
Sólo hay que pelarlo bien y hacer unas incisiones en los extremos. Sumergirlo en agua fría durante unas horas y los tallos se irán rizando.


INGREDIENTES:
1 Cardo de Muel
1 Apio
Sal
Aceite de Oliva Virgen
Vinagre de Vino

PREPARACIÓN:

Cortamos y limpiamos el cardo. Hacemos unos cortes en los extremos y lo ponemos en agua fría junto con el apio que también habremos cortado en trocitos.


Escurrimos y aliñamos.
Servimos 
Y A Gozar!!!